Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
La Página de Bedri
Asturias
Sector Luanco-Belmonte
Índice
Publicidad

Se encuentra mejor representado en su segmento Sur, dado que en el Norte está recubierto por la cobertera post- Herciniana, con excepción del litoral entre Gijón, cabo Peñas y Avilés. En él se pueden distinguir cinco unidades diferentes, con distinto desarrollo de los sedimentos Devónicos. Estas son, de Oeste a Este, las unidades de Cabo Peñas, Somiedo, Tameza, Proaza y Quirós.

La unidad situada más al Noroeste o unidad de Cabo Peñas se extiende desde la costa al N de Luanco, hasta las cercanías de Muros de Nalón, por parte de los concejos de Gozón, Castrillón, Soto del Barco y Muros de Nalón.

La unidad más occidental y más meridional se denomina de Somiedo y ocupa parte de los concejos de Cangas del Narcea, Allande, Somiedo, Tineo, Salas, Belmonte de Miranda, Grado, Pravia, Candamo, Muros de Nalón, Soto del Barco, Castrillón, Avilés, Carreño y Gozón.

La unidad de Tameza se sitúa al Este de la de Somiedo y se encuentra en parte de los concejos de Teverga, Somiedo, Belmonte de Miranda, Yernes y Tameza, Grado, Candamo, Las Regueras, Illas, Llanera, Corvera, Avilés, Castrillón, Carreño y Gijón.

Al Este se sitúa la unidad de Proaza, que comprende parte de los concejos de Teverga, Quirós, Yernes y Tameza, Proaza, Grado, Santo Adriano, Oviedo, Las Reguera, Llanera y Gijón.

La unidad más oriental se denomina de Quirós y se extiende por los concejos de Quirós, Lena, Proaza, Santo Adriano, Riosa, Morcin, Mieres, Ribera de Arriba, Oviedo y Siero, limitando por el Este con la unidad de la Cuenca Carbonífera.

Cada una de las unidades citadas ha sido transportada tectónicamente hacia el Este con relación a las situadas inmediatamente  al Este, o sea, que la unidad de Quirós se superpone a causa de los movimientos tectónicos a la Cuenca Carbonífera, y a su vez se encuentra debajo de la unidad de Proaza, esta debajo de la unidad de Tameza, y esta debajo de la de Somiedo.

El estudio de los sedimentos que se encuentran en las diferentes unidades, muestra su proveniencia de áreas con estratigrafía diferente en una misma cuenca, diferenciadas a finales del Devónico a causa de un levantamiento que dio lugar a una erosión más intensa hacia el Este, conservándose la sucesión completa en el extremo occidental, sea, en la unidad de Somiedo.

De todas formas, los límites tectónicos de las unidades no coinciden con los paleogeográficos, observándose una oblicuidad manifiesta en algunos casos. También es evidente la variación de los espesores de las diversas formaciones, que en general disminuyen hacia el Este y hacia el Sur, lo que indicaría una cuenca compartimentada, cuya morfología no es aún bien conocida.

Las características de las rocas que constituyen cada una de estas unidades influyen en la constitución del relieve, por lo que las describiremos con cierto detalle. En general se observa un brusco cambio, tanto del relieve como de la vegetación, en el contacto ya descrito de la Zona Astur Occidental Leonesa con la Zona Cantábrica, y ello es debido a la gran diferencia entre los sedimentos de una y otra, tanto respecto a su litología como a las variaciones de espesor de las rocas constituyentes. Este cambio es, por ejemplo, el que se advierte al pasar en una u otra dirección el alto de la Espina, en la carretera CN-634 Oviedo a Luarca.

En su parte Norte, estas cinco unidades del sector de Luanco-Belmonte se encuentran recubiertas por los sedimentos postectónicos que constituyen las cuencas de Grado y de Oviedo, por lo que el relieve allí corresponde a otras características que serán descritas en el apartado correspondiente a estos materiales.

Unidad de Cabo Peñas

Ocupa el ángulo Noroeste de la Zona Cantábrica y está circunscrita a las áreas cercanas a los cabos Peñas y Vidrias. Entre la cuarcita armoricana y las pizarras de Formigoso, aparece una Serie de Transición constituida por 500 metros de pizarras negras, cuarcitas y rocas volcánicas de edad Ordovícíco superior-Silúrico inferior

Unidad de Somiedo

Es la unidad más occidental y meridional  de la Zona Cantábrica, y se caracteriza por el gran desarrollo de los sedimentos Paleozoicos y Precámbricos que en conjunto superan los 6.000 metros de espesor.

Las rocas Precámbricas se encuentran solamente en los concejos de Cangas del Narcea y Tineo y son pizarras y areniscas en capas delgadas, bastante monótonas. Se encuentran a veces delgados niveles carbonatados en ellas. Están replegadas y su espesor debe ser superior a los 1 .O00 metros, aunque no se puede saber con seguridad debido a que sólo aflora la parte superior. Han sido denominadas pizarras del Narcea o formación Mora y fueron deformadas y plegadas al final del Precámbrico, en una fase llamada Asintica, que ocurrió hace aproximadamente 600 millones de años. No contienen fósiles visibles.

Sobre ellas se deposita en discordancia la sucesión del Paleozoico, que comienza con una serie de areniscas con intercalaciones pizarrosas y algunos carbonatos en la base, llamadas areniscas de la Herrería, cuyo espesor llega a superar los 1.400 metros. En la parte inferior se encuentran varios niveles de conglomerados. Su edad es Cámbrico inferior (Georgiense), y se consideran sedimentos depositados en playas y zonas costeras, encontrándose en ellas restos de Trilobites y Medusas.

Encima de ellas está una Formación carbonatada de edad Acadiense, denominada formación Láncara, constituida por 230 metros de dolomias y calizas grises, a los que se superponen 20 metros de calizas rojas con aspecto noduloso o «griotte», de edad Cámbrico medio, que contienen abundantes restos de Braquiópodos y Trilobites. Se depositaron en zonas de aguas poco profundas relativamente alejadas de la costa.

El Cámbrico superior está formado por una secuencia de areniscas y pizarras, en cuya base se encuentran pizarras verdes con abundantes restos de Trilobites, y que hacia arriba muestra un aumento de las areniscas, hasta que éstas llegan a ser cuarcitas espesas en la parte más alta. Se denomina Formación Oville, y su espesor total es de unos 800 metros. Es de edad Potsdamiense-Tremadoc.

El Ordovícico inferior está representado por cuarcitas masivas (formación Barrios o «cuarcita armoricana») de 600 metros de espesor, que destacan mucho en el relieve. Muestra huellas de organismos Fósiles (probablemente Trilobites) que se denominan Cruzíanas y su depósito tuvo lugar en playas o zonas someras.

Por encima de la cuarcita de Barrios existen rocas que establecen la diferencia que hay entre esta unidad y la de Cabo Peñas. En la unidad de Somiedo no existe la sucesión entre la cuarcita armoricana y las pizarras de Formigoso suprayacentes.

El Silúrico de la unidad de Somiedo comienza con las pizarras de Formigoso, conjunto de 150 metros de pizarras negras con intercalaciones cuarcíticas e impresiones de Graptolites, que indican un depósito en zonas pobres en oxigeno y de cierta profundidad.

La parte superior del Silúrico está constituida por 200 metros de areniscas muy ricas en hierro, de color oscuro, llamadas areniscas de Furada, de donde ha llegado a explotarse mineral de hierro en diversos puntos, como por ejemplo en la ensenada de Llumeres, cerca del cabo Peñas. Son también sedimentos de cercanía de la costa, con un gran aporte de hierro proveniente de rocas volcánicas.

El Devónico es una época de gran espesor de sedimentos, en que hay menos aporte de material procedente de la erosión costera y abundan los arrecifes coralinos, que dan lugar a variadas formaciones calizas de gran espesor. Comienza con una secuencia somera de dolomias y pizarras (calizas y dolomías de Nieva), seguidas por pizarras con carbonatos arrecifales (pizarras y calizas de Ferroñes) y por último formaciones arrecifales, calizas de color rojo (calizas de Arnao). Cuando no se pueden efectuar estas distinciones se denomina a todo el conjunto, complejo de Rañeces. Su espesor es de unos 700 metros, y su edad Gediniense-Siegeniense-Emsiense.

Se coloca sobre este conjunto, una formación calcárea de 300 metros de espesor, de carácter arrecifal también, denominada caliza de Moniello (Emsiense-Couviniense), a la cual siguen areniscas y pizarras ferruginosas, de variados colores, llamadas areniscas del Naranco, de 500 metros de espesor y depositadas en zona litoral (Couviniense-Givetiense). Más arriba, vuelven los arrecifes carbonatados con la caliza de Candás, de 200 metros de espesor (Givetiense-Frasniense), y por último, una formación de areniscas y conglomerados de espesor variable entre 50 y300 metros, llamadas areniscas de Nocedo y Ermita (Frasniense-Fameniense), que representan una emersión habida a fines del Devónico.

El Carbonifero comienza con unas calizas delgadas (Tournaisiense), denominadas calizas de Candamo, de unos 10 m. como máximo de espesor, que pueden pasar lateralmente a pizarras negras carbonosas o pizarras de Vegamián, ambas situadas por debajo de un nivel muy característico en toda la Zona Cantábrica, llamado formación Alba o Genicera («griotte» Carbonífera), constituida por calizas rojas nodulosas y niveles silíceos rojos y verdes, de unos 30 metros de espesor (Viseense).

Por encima de estas calizas rojas se encuentra la caliza de montaña, constituida por calizas negras de grano fino y mal olor al golpearlas, conocidas como formación Barcaliente, y calizas claras con fósiles (formación Valdeteja). El espesor de la caliza de montaña varía entre 100 m. en el Oeste hasta 800 en el Este, alcanzando su mayor desarrollo en las cercanías de Pola de Somiedo. Su edad es Bashkiriense (Namuriense). Por encima se encuentran pizarras, con algunas intercalaciones de calizas y areniscas de 500 m. de espesor, todas ellas de edad Westfaliense inferior.

Después del plegamiento principal de estos materiales, se depositan secuencias de conglomerados, pizarras, areniscas y capas de carbón, de edad Estefauiense B, en los arcos de Cangas del Narcea, Carballo, etc.

Por último, citaremos la existencia de algunas pequeñas intrusiones de rocas igneas en las cercanías de Salas y Belmonte, que apenas tienen importancia con respecto al relieve, aunque si por estar ligadas a mineralizaciones de oro explotadas por los romanos, como fueron las de Godán, Carlés, Pontigo, Courio, Leiguarda, etc.

En conjunto, en la unidad de Somiedo predominan los sedimentos de edad Devónica, seguidos por los del Cámbrico y Ordovícico, ocupando los del Carbonífero una extensión reducida, limitada a los núcleos de los sinclinales de Veneros, Cornellana y Somiedo, y a las cuencas de Cangas del Narcea, Pilotuerto y Carballo. etc

Unidad de Tameza

Situada inmediatamente al Este de la unidad de Somiedo, se termina en cuña hacia el Sur dentro del concejo de Teverga, donde se ponen en contacto las unidades de Somiedo y Proaza.

Las rocas más antiguas que se encuentran en la unidad de Tameza son las calizas de Láncara, de edad Cámbrico medio, con un espesor total de 80 metros por no estar completas. Siguen las pizarras y areniscas de la formación Oville, del Cámbrico superior, que llegan a tener unos 250 metros. Encima se encuentran las cuarcitas de Barrios, del Ordovícico inferior, que en la parte superior pueden presentar intercalaciones de pizarras. Su espesor llega a los 500 metros.

Los sedimentos Silúricos están constituidos por 130 metros de pizarras negras y cuarcitas de Formigoso y 150 metros de areniscas rojas de Furada.

A continuación, el Devónico comienza con 800 metros de pizarras, calizas y areniscas del complejo de Rañeces, a los que siguen 300 m. de caliza de Moniello, 320 de areniscas del Naranco y 60 metros de caliza de Candas, ya bastante más reducida que en la unidad de Somiedo. También las areniscas de la Ermita, del Devónico superior, muestran una apreciable reducción de espesor, con sólo unos 50 metros.

El Carbonífero comienza con 8 metros de caliza de Candamo, del Tournaisiense, seguidos por 30 metros de calizas rojas «griotte» de Genicera. La caliza de montaña alcanza los 400 metros de espesor y, por último, la sucesión de pizarras y areniscas del Westfaliense tiene unos 200 metros, aunque no se observa en su totalidad.

En la unidad de Tameza predominan  los sedimentos de edad Devónica, y a continuación los de edad Ordovicica. El Carbonífero se encuentra restringido a los núcleos de los sinclinales de Perlora, Antromero, La Carriona, Candamo y Santullano, existiendo asimismo un pequeño afloramiento de Estefaniense cerca de Ferroñes, en el que se ha explotado carbón.

Unidad de Proaza

Está situada entre la unidad de Tameza y la de Quirós, aunque contacta con la unidad de Somiedo en su parte Sur. Las rocas más antiguas que se encuentran en ella asoman en el área meridional, cerca de peña Sobia y son las calizas grises y rojas de Láncara, del Cámbrico medio, con unos 75 metros de espesor, ya que no están completas.

Las pizarras y areniscas de Oville alcanzan 200 metros y las cuarcitas Ordovícicas de Barrios, 300 metros. El Silúrico está constituido por 100 metros de pizarras negras y cuarcitas de Formigoso y 120 metros de areniscas ferruginosas de Furada.

Con respecto al Devónico, el complejo de Rañeces alcanza sólo 500 metros, la caliza de Moniello 230 metros y la arenisca del Naranco 300 metros, habiendo desaparecido en su totalidad el Devónico superior, con excepción de unos metros de arenisca de la Ermita en ocasiones.

El Carbonífero está aquí mucho más desarrollado que en las unidades precedentes. Comienza por 10 metros de la caliza de Candamo, seguidos por 25 metros de la «griotte» de Genicera. El espesor de la caliza de montaña es ahora mucho mayor, llegando incluso a los 700 metros. Por último, en la parte superior existen más de 1.000 metros de pizarras, areniscas y calizas de edad Westfaliense.

En la unidad de Proaza predominan en extensión los sedimentos Carboníferos, que se prolongan desde La Sobia hasta el monte Naranco. El Devónico se encuentra en una ancha franja central y el Ordovícico restringido a la parte meridional. Al Norte de la Depresión Longitudinal o de Oviedo, la unidad de Proaza se encuentra recubierta por sedimentos post-Hercinianos, por lo no vuelve a verse, aunque sí se cortan dichas rocas en las labores subterráneas de la mina de La Camocha, cerca de Gijón.

Unidad de Quirós

Se encuentra en contacto por el Este con la Cuenca Carbonífera. Limita por el Oeste con la unidad de Proaza.

Las rocas más antiguas que afloran peña  en ella pertenecen al Devónico y son pizarras, calizas y areniscas del complejo de Rañeces, cuyo espesor debe ser de 400 m. aunque no se observa su base. La caliza de Moniello suprayacente tiene unos 100 metros como máximo, aunque hacia el Este su espesor se reduce. Por su parte, las areniscas del Naranco, que se encuentran por encima sólo llegan a tener 150 metros como máximo. Las areniscas del Devónico superior, cuando están presentes, tienen unos metros de espesor.

El Carbonífero comienza con las calizas de Candamo (7 m.), seguidas por las calizas rojas nodulosas de la formación Genicera, de 25 metros de espesor. La caliza de montaña tiene del orden de 600 metros y por encima se encuentra una sucesión de pizarras y calizas, de unos 700 m. de espesor y edad Westfaliense inferior, seguida por otra en que predominan las areniscas y pizarras, con capas de carbón.

En esta unidad predominan los sedimentos Carboníferos en su parte Sur, encontrándose sobre todo los Devónicos en el Norte. Al Norte de la Depresión Longitudinal o de Oviedo, se encuentra recubierta por depósitos post- Hercinianos, reapareciendo en escasos afloramientos aislados como son los de peña Careses en el concejo de Siero, Sariego, La Viesca, etc.