Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +
La Página de Bedri
Café
ÍNDICE DE Recetas de café
Índice alfabético
Recetas por grupos

El nombre percolator o percolador viene de la palabra "percolare" que en latín significa "filtrar" o "colar".

La invención mas temprana de este tipo de cafetera se le suele atribuir tanto al francés Laurens Blechschmied (1819), como al estadounidense Count Rumford (o Sir Benjamin Thompson), por lo que su origen real no esta claro.

En la actualidad en países como Estados Unidos, Países Bajos e Inglaterra aun es bastante popular, sobre todo su versión eléctrica aunque también esta en desuso.

Proporciona un café fuerte, aromático y sabroso.

Diseño y Estructura

El diseño de esta cafetera es bastante simple y en parte similar a las cafeteras moka, aunque con diferencias significativas.

Básicamente se trata de un recipiente metálico con forma cilíndrica que en su parte inferior central tiene un pequeño habitáculo mas deprimido que el resto del fondo. A este recipiente se le encaja otra pieza que a veces es desmontable que constan de un tubo vertical que esta unido a un pequeño cazo perforado donde se deposita el café, y que generalmente cuenta con una tapa también perforada.

Una versión más usual de este tipo de cafetera es la cafetera de filtro, donde el agua solo hace un único recorrido

Funcionamiento

Su funcionamiento se basa en el movimiento ascendiente que desarrollan los líquidos al calentarse. Como el liquido del pequeño receptáculo inferior esta mas caliente que el resto este tiende a subir por el tubo que esta situado justo encima de el, y pasa a la zona superior donde cae sobre el cazo-filtro que contiene el café molido que está depositado sobre un filtro de papel o de malla de aluminio o plástico. El agua pasa lentamente a través del café medianamente molido, que cae por gravedad gota a gota y al estar mas frío que el resto ayuda a continuar el movimiento anteriormente descrito.

Este ciclo no termina hasta que no se retira la cafetera de su fuente de calor o bien se apaga si esta es eléctrica.

Es importante dejar claro que esta cafetera funciona por el movimiento de desarrollan los líquidos al estar sometidos a diferentes temperaturas, y no por la presión ejercida por el vapor de agua que se podría generar en la zona inferior de la cafetera como ocurre con las cafeteras italianas o cafeteras moka.

Elaboración

  • Se abre la cafetera, se desmonta y se añade agua al recipiente principal.
  • Se vuelve a montar y se añade al cazo superior el café molido.
  • Se pone sobre el café molido la tapa pequeña y finalmente se cierra la tapa principal de la cafetera.
  • Se coloca la cafetera a la fuente de calor (placa, fuego...), o bien se enciende en el caso de que sea eléctrica.
  • Cuando el agua se caliente comenzara a salir por la parte superior del tubo y cuando esta comience a salir a borbotones y estimemos que ha pasado ya una vez por el filtro la retiramos del fuego y el café esta listo.

Ventajas y desventajas

Desventajas : En las cafeteras percolador hay que controlar mas la elaboración del café, puesto que si la dejamos demasiado tiempo al fuego el liquido pasará una y otra vez por el filtro y terminaremos con un café muy fuerte y amargo.

Ventajas : Las versiones no eléctricas no necesitan electricidad y pueden ser utilizadas al aire libre como por ejemplo en fuegos de campamento.

Consejos:

  • Uso de agua mineral de mineralización débil.

  • Humedecer el filtro de papel antes de colocarlo para evitar posibles sabores a celulosa.

  • No llenar demasiado el filtro para evitar que el agua rebose.

  • Antes de servir el café remover con una cuchara para homogeneizar el producto.

  • Limpiar la cafetera sin utilizar jabón.

  • El punto de molienda deberá ser bastante más grueso que el utilizado en una cafetera expreso, ya que la única presión que actúa es la atmosférica.